Leticia Valle, una madre y esposa ejemplar que lucha por mantener unida a su familia

382

Lucía Contreras/Fotos: Leonel Jiménez

San Juan Alotenango, Sacatepéquez (Guatemala), 3 ago (AGN).- Ese domingo, Leticia Valle sé despertó, se duchó, se arregló y viajó a Chimaltenango. Nunca imaginó que jamás podría regresar a su casa en San Miguel Los Lotes. La furia del volcán de Fuego arrasó con todo.

“No regresés a la casa porque ya no está”, le dijo su esposo por teléfono aquel 3 de junio pasado, que será recordado en la historia guatemalteca: el día de la erupción del volcán de Fuego. El suceso que afectó a 1,7 millones de personas y provocó la muerte de más de 160.

Leticia es una mujer morena, bajita y sonriente, aunque un poco tímida. Sin embargo, en sus ojos se puede apreciar el amor por su familia: sus dos hijos y su esposo.

Ella comentó que su esposo ha sido su apoyo y juntos lograron construir la casa que fue destruida por el volcán.

“Los dos luchamos por construir esa casa. Él trabajaba en el ingenio y yo, en el mercado”, afirma.

Desde el suceso, se ha esforzado por mantener a la familia unida y, como toda buena madre, se preocupa por el bienestar de sus dos hijos, de 13 y 10 años.

Ambos niños estudiaban en San Juan Alotenango. Leticia y su esposo consideraron dejarlos en la localidad para que continuaran con sus estudios, pero sabían que sería difícil estar separados.

Así que ahora toda la familia se encuentra viviendo en uno de los Albergues de Transición Unifamiliares (ATU) ubicados en la finca La Industria, en Escuintla.

En el espacio otorgado cuentan con tres camas. La madre de familia comenta que, gracias a donaciones, pudo encontrar ropa para sus hijos y esposo.

Para ella no encontró, pero asegura que “aunque sea una falda de a choca (25)” comprará. Lo importante es cuidar a la familia, sostiene.

“Yo les digo que voy a ir a trabajar hasta que ellos tengan con quién estar y que los cuide”, comentó.

Ahora en su nueva casa, Leticia se encargará de convertirla en hogar y darle la calidez que la caracteriza.

 

Compartir