Líderes cristianos y judíos de distintos países saludan a Presidente de Guatemala y ofrecen apoyar esfuerzos nacionales

0
3924

Foto: Leonel Jiménez

Ciudad de Guatemala, 26 ene (AGN).– Líderes de distintas congregaciones cristianas y judías y de alianzas internacionales cumplieron una visita al presidente de Guatemala, Jimmy Morales, para reconocer su decisión de trasladar la embajada guatemalteca en Israel de Tel Aviv a Jerusalén, bendecir su trabajo y ofrecer su apoyo a los esfuerzos nacionales por medio de iniciativas para promover las inversiones.

“Guatemala no está sola. Los guatemaltecos no están solos. Pueden contar con nosotros”, dijeron en su mensaje al mandatario, quien agradeció su presencia y dijo que “las puertas siempre estarán abiertas para los amigos de Guatemala”.

Como parte del apoyo, anunciaron que informarán a la Casa Blanca, en Washington, acerca de la situación de Guatemala y buscarán acercamientos con congresistas de Estados Unidos. Como parte de esta acción, también se disponen traer una delegación de funcionarios y representantes estadounidenses.

Los miembros de la delegación dijeron que pondrán en marcha iniciativas como la vinculación de Guatemala con las cámaras de comercio en países socios de Israel y que podría incluir la convocatoria a un foro de negocios en apoyo a Guatemala.

Anunciaron, asimismo, que, a nivel latinoamericano, el presidente Morales cuenta con el apoyo de la Alianza Latinoamericana, que representa a 150 millones de cristianos evangélicos en 22 países de la región. “No hay en el mundo mayores amigos que los evangélicos”, dijeron en alusión a los planes de incidir en apoyo a Guatemala.

El presidente Morales expresó que su administración está basada en principios orientados a hacer “lo correcto” y que en este contexto se tomó la decisión de política exterior instruyendo el traslado de la embajada de Guatemala en Israel.

“La instrucción ha sido dada y tendrá que ser respaldada con los hechos, que son los que valen al final de cuentas”, manifestó.

La mayoría de los guatemaltecos “somos gente que creemos en lo correcto y tratamos de hacer lo correcto”, dijo el jefe de Gobierno.

En este sentido, solicitó el apoyo de los delegados internacionales, transmitiendo lo que ven, pues lamentó que algunos guatemaltecos hablen mal de su país, con lo cual desmotivan la inversión.

“No somos perfectos, cometemos errores, pero el pueblo guatemalteco es bueno y Guatemala tiene que ser faro para los demás”, dijo.

Finalmente, hizo una reflexión sobre el potencial de Guatemala y sus jóvenes, muchos de los cuales optan por buscar “el sueño americano”, con lo que el país pierde mucho de su talento. “Si nosotros lográramos crear ese pensamiento en nuestras generaciones, para que crean que en este país se pueden lograr esos sueños, nos va a ayudar mucho”, dijo.

Participantes

Entre los asistentes figuraron los líderes religiosos y empresarios Mario Bramnick, Jim Garlow, Lourdes Aguirre, Eduardo Gómez, Ramiro Peña, Luciano Bongarra, María Bramnick, José Garces, Rosemary Schlinder Garlow y el embajador de Israel en Guatemala, Mathanya Cohen.

Los empresarios de la comunidad judía eran: Malcolm Hoenlein, Michele Bachmann, Bety Ehrenberg, Tony Perkins, Simon Falic, Saul Grossman, Gloria Garces y José Garces. Además, como miembros de la organización B’nai B’rith: Marcelo Burman, Eduardo Kohn, Alberto Jabiles, Sammy Eppel, Zelik Tenenbaum y Yehudi Sabbagh.