lanacion.com.ar

Hoy le toca atravesar la parada más dura a Italia, al recibir en San Siro a Suecia, en la que es la última ocasión para que consiga la clasificación al Mundial, cita a la que no falta desde hace 60 años.

Su ausencia no sería la de un cualquiera, sino la de un país que levantó cuatro veces la Copa del Mundo. Es el único campeón histórico que todavía no se aseguró el pasaje para Rusia 2018.

De ahí el ruido y el temblor que envolverían al calcio si la Azzurra no revierte la derrota 1-0 de la ida en Solna.

Hay gestos que trascienden al deporte y a las nacionalidades. Que son ejemplos de hombría de bien, de respeto y de voluntad de predicar con el ejemplo.

Uno de ellos lo protagonizó esta tarde Gianluigi Buffon , antes de que comience el partido clave entre Italia y Suecia , nada menos que con un pasaje al Mundial de Rusia 2018 en juego.

Compartir