Brenda Larios/Foto: Óscar Dávila

Ciudad de Guatemala, 11 sep. (AGN).– El Gobierno de Guatemala inició acciones humanitarias como parte de la respuesta del Estado ante el terremoto registrado el pasado jueves, con la entrega de 14,8 toneladas de alimentos y recuperación de los tramos carreteros bloqueados por derrumbes, entre otras medidas, informaron fuentes oficiales.

Las acciones se han emprendido a partir del reconocimiento en terreno y del compromiso asumido por el presidente Jimmy Morales, durante visitas de campo realizadas el viernes y sábado, de ofrecer una respuesta del Estado a las necesidades de las comunidades afectadas, especialmente de las personas más vulnerables.

“El fin de semana realizamos una gira con el señor Presidente y otros ministros para conocer las necesidades de las personas y emprender una ayuda pronta”, indicó el ministro de la Defensa Nacional, general Williams Mansilla, al finalizar Gabinete de Gobierno.

Se informó que ya se inició, desde el sábado, la entrega de 14,8 toneladas de ayuda humanitaria por parte de la Coordinadora Nacional para la Reducción de Desastres (Conred) a las familias de escasos recursos que resultaron afectadas.

Se entregaron 2.877 raciones familiares, 4.978 raciones frías, 2.736 raciones infantiles, 2.735 bolsas de agua pura, 868 purificadores de agua y 10.749 kits de higiene personal.

Mides: Ayuda económica y por daños en viviendas

Por su parte, el Ministerio de Desarrollo Social entregará un bono de emergencia por 750 quetzales en una única entrega a los damnificados por el sismo.

“Este bono beneficiará a 6.400 guatemaltecos y 2.450 serán apoyados con el mejoramiento de daños en la infraestructura de sus viviendas en los departamentos de San Marcos y Huehuetenango”, dijo el titular del Mides, Ennio Horlando Galicia Muñoz.

Educación: 117 escuelas dañadas

En el tema de educación, el ministro Óscar Hugo López informó que ya fueron reanudadas las clases, las cuales habían sido suspendidas por prevención a réplicas del sismo del pasado viernes.

El ministro López indicó que se contabilizaron 117 escuelas dañadas con golpes leves como grietas, techos que no afectan las clases. Aclaró que solo en cinco escuelas debieron ser trasladados los alumnos a otras áreas o lugares alternativos.

“El ministerio cuenta con 600 millones de quetzales de fondos para intervención en problemas de infraestructura en las escuelas, por lo que vamos a priorizar lo más pronto posible atención para los centros afectados”, dijo el funcionario.

Trabajo inmediato en carreteras

Aldo García, titular de Comunicaciones, Infraestructura y Vivienda, informó que desde el viernes se iniciaron los trabajos en los tramos carreteros que fueron dañados y que, en su mayoría, “inmediatamente después del sismo fueron dejados expeditos”.

También informó que los dos puentes que fueron dañados por el deslave de tierra y piedras en Huehuetenango y San Marcos, al occidente del país, ya comenzaron a ser intervenidos por equipos de la Unidad Ejecutora de Conservación Vial (Covial) y por la Dirección General de Caminos. Se espera que esta semana sean rehabilitados.

 

 

 

Compartir