Mildred Morales/Foto MP

Ciudad de Guatemala, 9 ago (AGN).- Los allanamientos realizados hoy por el Ministerio Público (MP) en las bodegas del Ministerio de Salud Pública y Asistencia Social (MSPAS) responden a una denuncia hecha por esa cartera, derivada del mal manejo administrativo de donaciones de alimentos para combatir la desnutrición, informó una fuente oficial.

Este miércoles, la Fiscalía de Casos Especiales del MP realizó la diligencia con el objetivo de inspeccionar el inmueble para determinar la ubicación de un medicamento que presuntamente se encontraba almacenado en ese lugar y que, de acuerdo con la investigación preliminar, no se utilizó para ayudar a combatir la desnutrición.

Al respecto, el MSPAS informó que el 31 de marzo de este año, las autoridades a cargo presentaron una denuncia formal ante el MP, con todos los documentos de soporte. Dicha denuncia corresponde al número MP001- 2017-31913 a cargo de la Fiscalía de Delitos Administrativos.

El ministerio solicitó una investigación, debido a que en 2013 y 2014 un organismo internacional hizo una donación de 5.000 cajas de alimento terapéutico listo para consumir (ATLC) y paralelamente, durante esa gestión ministerial, se inició una compra de 4.000 cajas más, adquisición que no se rescindió.

Además, se aceptó una segunda donación, que sumó un aproximado de 11.000 cajas, lo que generó sobreabastecimiento de ese producto.

Adicionalmente, los procedimientos de recepción, ingreso a bodega y distribución, tanto de la compra como de las donaciones recibidas, fueron inadecuados, por lo que no se logró distribuir el medicamento en su totalidad.

Derivado de lo anterior, en diciembre de 2016 y febrero de 2017 el MSPAS practicó un examen de auditoría interna sobre el medicamento nutricional “Plumpy Nut” (ATLC). Del resultado de esa evaluación se procedió la deducción de responsabilidades a los departamentos correspondientes.

Investigación para deducir responsabilidades

La fiscal general y jefa del Ministerio Público, Thelma Aldana, ordenó el 9 de mayo pasado iniciar una investigación en contra de los funcionarios que pudieran ser responsables de que la asistencia para los niños que sufren de desnutrición no se esté dando.

“Personalmente voy a guiar la investigación, a través de la Fiscalía de Casos Especiales, que está diseñada justamente para abrir investigaciones de esta magnitud”, dijo la fiscal en esa fecha.

Agregó que se llevará a cabo una pesquisa “objetiva y transparente” para llevar a los culpables a los tribunales y determinar si hay o no responsabilidad de funcionarios que han tenido la “obligación de cumplir con la población infantil y que no lo han hecho adecuadamente”.

 

Compartir