El Mundo/Foto. larepublia.pe

El opositor venezolano Leopoldo López ha salido esta madrugada de la prisión de Ramo Verde bajo arresto domiciliario, en la que permanecía encarcelado desde febrero de 2014. Así lo ha confirmado su abogado, el español Javier Cremades, en Twitter.

Cremades ha informado de que la salida de López se produjo de madrugada tras la visita del canciller venezolano, Samuel Moncada, anoche a la cárcel.

Desde la cuenta oficial de Twitter del Tribunal Supremo de Venezuela se ha informado de que la salida de prisión de López responde a razones humanitarias por “problemas de salud” del opositor. En una escueta nota de prensa, el Supremo ha añadido que la decisión de cambiar cárcel por casa responde también a “serios señalamientos de irregularidades sobre la distribución del expediente a un Tribunal de Ejecución”.

El padre de Leopoldo López ha manifestado este sábado tras conocer la salida de su hijo de la cárcel que “es un cambio de rumbo que significa mucho para todo el país”.

El padre del opositor, que se encuentra en España, ha dicho que ha sido una decisión del Gobierno de su país en la madrugada de ayer. También ha informado de que a su hijo “le pusieron un brazalete electrónico” y de que ha hablado durante una hora con él después de dos años y medio sin hacerlo. “Esto es un cambio de rumbo que significa mucho para todo el país”, ha declarado López Gil.

Leopoldo López abandona la prisión tras más de tres años entre rejas y en medio de una oleada de protestas en las calles que ha dejado más de 70 muertos en los últimos meses. Precisamente ayer, su mujer Lilian Tintori publicaba que había logrado visitar a su marido en Ramo Verde tras más de un mes sin poder entrar. Horas más tarde, López salía de prisión.

El opositor más emblemático del chavismo cumple una condena de casi 14 años de prisión por instigación pública, agavillamiento (asociación para delinquir), daños a la propiedad e incendio durante los actos violentos que se produjeron en Caracas durante la marcha estudiantil del 12 de febrero de 2014 para pedir la renuncia del presidente venezolano, Nicolás Maduro, que dejaron un saldo de tres fallecidos entre febrero y mayo de 2014.

Las reacciones al inesperado cambio de régimen de López han sido numerosas y dispares. El presidente de España Mariano Rajoy, que se encuentra en Hamburgo (Alemania) participando en la cumbre del G20, ha acogido con alegría la noticia y así lo ha manifestado en Twitter.

Compartir