Marlyn Valdez De León / Foto: archivo

Ciudad de Guatemala, 2 jul (AGN).- El Gobierno de Guatemala agiliza la construcción de al menos cuatro centros carcelarios en el sur del país para disminuir el hacinamiento existente en los penales y con ese fin el Ministerio de Gobernación pidió el apoyo de las municipalidades para extender el permiso para la ejecución de los proyectos.

Ricardo Guzmán, viceministro de la cartera, dijo este domingo que cuentan con algunas fincas para destinarlas a estas obras, pero advirtió que se requiere del compromiso de las municipalidades para lograrlo.

Guzmán fue entrevistado un día después de un nuevo motín en el sector 11 del Centro Preventivo para Hombres de la zona 18, que dejó dos muertos y tres heridos, y cuya causa aparentemente se originó en el descontento de los internos por el hacinamiento.

El funcionario indicó que se completarán los procesos respectivos para las licencias de construcción, pero reconoció que “si tenemos la dificultad de las autorizaciones municipales, vamos a quedar entrampados”.

Reconoció que “es imposible tener a los privados de libertad en las condiciones que se encuentran ahora”.

Comentó que hay cárceles que rebasan “el 300 por ciento de su capacidad” y que este tema solo puede ser resuelto con infraestructura.

“Necesitamos tener centros carcelarios idóneos para rehabilitar a los ciudadanos privados de libertad”, dijo.

Explicó que la sobrepoblación en las cárceles no es un problema exclusivo de la capital y dijo que el número de los privados de libertad, “nos indica que deberíamos tener un centro en cada uno de los departamentos”.

Informó que se cuenta con dos fincas identificadas para este tipo de edificaciones, pero se gestionan otras ante la Secretaría de Extinción de Dominio.

Brazalete

Guzmán informó que el equipo administrativo y tecnológico de esa cartera ha mostrado un avance significativo para lanzar un evento de licitación de los brazaletes, no obstante reconoció que “no existe presupuesto para el control telemático”, como opción para evitar el hacinamiento en las cárceles del país.

Explicó que corresponderá a un juez o tribunal decidir qué reos y por cuánto tiempo pueden usar este tipo de medida. Dependerá de los delitos, siempre y cuando estos sean menores, dijo.

Este sistema también puede ofrecer seguridad y protección a las víctimas del delito y víctimas de violencia contra la mujer, dijo.

Compartir