Mildred Morales/Foto Carlos Jacinto

Ciudad de Guatemala, 29 jun (AGN).- Los trabajos de reparación en las instalaciones del Palacio Nacional de la Cultura se iniciaron hoy en el Salón Banderas con la inmovilización de la lámpara más grande del lugar, la cual pesa alrededor de dos toneladas y media.

Los dos sismos registrados en los últimos días en Guatemala debilitaron la infraestructura de la antigua sede de Gobierno, por lo que el movimiento oscilatorio de la lámpara provocó daños en la cúpula del salón.

El ministro de Cultura y Deportes, José Luis Chea, comentó hoy que se tenía previsto desmontar la estructura de hierro de 14 metros de diámetro y que contiene alrededor de 140 focos, pero que se analizaron otras medidas más convenientes.

“Habíamos pensado desmontar la lámpara, pero nos resulta mucho más efectivo y económico sostenerla, un equipo del Palacio con los arquitectos está creando todo el andamiaje para sostenerla”, comentó.

Agregó que asegurar la estructura es lo más importante, pues se quiere evitar que la bóveda se desprenda y la lámpara caiga y pueda provocar daños en el piso e incluso en el primer nivel del Palacio Nacional de la Cultura.

Se tiene contemplado restaurar todo el edificio en un lapso de dos años.

“Vamos a tratar inicialmente las medidas de emergencia que fueron las que ocasionaron los sismos, luego las otras que estaban para este año que son las membranas, la impermeabilización del techo y la restauración del Patio de la Paz”, comentó el funcionario.

Compartir