(FILES) This file photo taken on December 28, 2016 shows logos of US multinational technology company Apple in Vertou, western France. The 50 largest US companies, including Apple, Microsoft and Wal-Mart, are parking about $1.6 trillion in offshore tax havens to reduce their US tax burden, according to a study published on April 12, 2017. Apple is at the top of the ranking with more than $200 billion in offshore funds, followed closely by Pfizer laboratories ($193.6 billion) and Microsoft's IT group ($124 billion), the report said. US law allows companies to keep profits from foreign operations offshore indefinitely, to avoid corporate taxes that are among the highest in the industrialized world. / AFP PHOTO / LOIC VENANCE

San Francisco, Estados Unidos | AFP | jueves 20/04/2017

La empresa tecnológica estadounidense Apple se marcó el objetivo de, “un día”, utilizar solo materiales reciclados para fabricar sus dispositivos, según su informe medioambiental de 2017, publicado este jueves.

“Las cadenas de suministro tradicionales son lineales. Se extraen los materiales, se manufacturan productos y a menudo acaban en vertederos tras su uso. Luego el proceso vuelve a empezar y se extraen más materiales de la tierra para hacer nuevos productos”, señala el grupo en su informe.

“Creemos que nuestro objetivo debería ser una cadena de suministro de circuito cerrado, donde los productos se fabriquen usando solo recursos renovables o materiales reciclados”, sugiere.

La compañía asegura en el documento que se planteó el “desafío de que un día no dependamos para nada de la explotación minera”, aunque no da una fecha concreta para lograr este objetivo.

Todos los aparatos que fabrica la compañía, como el iPhone o el iPad, requieren grandes cantidades de aluminio, cobre, oro, plata, estaño, cobalto y tungsteno, entre otros. Esa “cadena de suministro de circuito cerrado” no exigiría extraer más recursos naturales, consideran.

Apple recordó que sus clientes pueden entregarle sus dispositivos viejos y que trabaja en “nuevas técnicas de reciclaje”, como su robot Liam, que desmenuza los iPhone 6 para recuperar materiales.

“Es un objetivo ambicioso, que requerirá muchos años de colaboración entre varios equipos de Apple, nuestros proveedores y expertos en reciclaje, pero el trabajo ya comenzó”.

El anuncio de la firma fue elogiado por Greenpeace como “un gran paso” para el sector tecnológico, aunque señalando algunos matices.

“Aunque pasar a 100% de materiales reciclados es esencial para reducir la huella del sector, también es fundamental que Apple y las demás empresas tecnológicas conciban productos que duren, sean fáciles de reparar y reciclables al final de su vida”, afirmó Gary Cook, un experto tecnológico de la ONG, citado en un comunicado.

“El compromiso de Apple es ambicioso”, continuó, “y muestra la necesidad de un mayor sentimiento de urgencia en todo el sector (tecnológico) para reducir el consumo de recursos y los desechos electrónicos que tienen un impacto importante en el medio ambiente y la salud humana”.

Cook instó a otras grandes marcas tecnológicas como Samsung, Huawei y Misrosoft a seguir la iniciativa pionera de Apple.

Apple no detalló qué proporción de materiales reciclados emplea actualmente para fabricar sus productos.

El grupo se comprometió a disminuir más el consumo energético de su producción, señalando que el 96% de la electricidad que utilizó en sus instalaciones de todo el mundo el año pasado procedía de una fuente renovable, llegando al 100% en Estados Unidos y China.

liu/fz/are/ll/sgf

© Agence France-Presse

Compartir