Foto: Óscar Dávila (SCSPR)

Ciudad de Guatemala, 20 mar (AGN) – El ministro guatemalteco de Gobernación (Interior), Francisco Rivas, calificó hoy -tras confirmar la muerte de uno de los cuatro monitores rescatados de manos de pandilleros amotinados-, de “positiva” la acción de la policía para evitar una consecuencia mayor y destacó que siempre se privilegió la vida de los rehenes.

“El resultado, a pesar del fallecimiento de uno de los cuatro monitores rescatados, es positivo”, dijo Rivas durante una conferencia poco después de la operación, al advertir que los especialistas en circunstancias de crisis habían señalado que era el momento para ejecutar el plan por el riesgo que corrían los rehenes ante las amenazas de sus victimarios.

“El resultado –afirmó- es importante para el país. Los rescatamos con vida, lamentablemente en el hospital se nos ha informado del fallecimiento de uno de ellos”.PNC motín rescate 4

Expresó su “pesar, dolor y frustración”, por la pérdida de la vida de los monitores fallecidos, tras ser tomados como rehenes el domingo, y dijo que el sentimiento es compartido “como Ministerio de Gobernación y Policía Nacional Civil”.

Hizo ver que se “siempre privilegiamos el diálogo con el objetivo de resguardar la vida” de los rehenes.

Agregó que la operación de rescate se ejecutó a partir del agotamiento del diálogo y la negociación a través de una mesa interinstitucional a la que se sumaron, además del Ministerio de Gobernación y la PNC, instituciones como la Procuraduría General de la Nación, la Procuraduría de Derechos Humanos, el Organismo Judicial y el Ministerio Público.

Transmitió un mensaje a la población: “Nosotros estamos enfocados en su seguridad, paz y tranquilidad. Hoy hemos demostrado las capacidades y profesionalismo de la Policía Nacional Civil, con una acción de incursión altamente riesgosa. El resultado, a pesar del fallecimiento de un monitor, es positivo”.

El director de la Policía Nacional Civil (PNC), Nery Ramos, advirtió que los amotinados “amenazaban, fría y violentamente, con quitarle la vida a los rehenes”.PNC motín rescate 7

Ramos dijo que hay otro de los monitores rescatados que sufrió también graves heridas y confió en que su vida pueda ser preservada por los médicos.

El jefe policíaco señaló que la acción fue ejecutada por “recomendación de los especialistas”, temiendo consecuencias mayores en contra de la vida de los rehenes.

La PNC ingresó al final de la tarde al Centro Correccional de Menores Etapa II, en el municipio de San José Pinula donde pandilleros permanecían amotinados.

Los internos habían asesinado el domingo a dos monitores y liberado a otro, con varias heridas de arma blanca, la madrugada de este lunes.

Los menores pertenecen a la célula Barrio 18, de la Mara 18, y habían amenazado con dar muerte a los monitores si no eran atendidas sus demandas, especialmente el traslado de compañeros suyos, aún sin recibir sanción, a ese centro (donde permanecen los menores que ya cumplen una sanción).

Los agentes ingresaron al área usando cuerdas para escalar al techo y luego saltaron para controlar la situación. También utilizaron equipo para abrirse paso a través de paredes y barrotes de metal.PNC motín rescate 6

El presidente de Guatemala, Jimmy Morales, hizo eco del resultado positivo de la acción policial y de inmediato emitió un mensaje en su cuenta de Facebook indicando que “Gracias a Dios y a la eficiente acción de nuestra Policía Nacional Civil, se ha logrado rescatar con vida a los cuatro monitores”.

Uno de ellos presentaba heridas con arma blanca, por lo que fue trasladado en ambulancia por socorristas. En el hospital falleció. No se conoció su nombre de forma inmediata.

Las autoridades guatemaltecas habían informado que las negociaciones con los menores amotinados buscarían privilegiar la vida de los rehenes.

“Estamos haciendo todo lo humanamente posible, el diálogo se sigue realizando, priorizando la vida de las personas a través de los derechos humanos”, dijo unas horas antes del operativo policíaco Vladimir López, subsecretario de Reinserción Social de la Secretaría de Bienestar Social (SBS) de la Presidencia.

López explicó que una “mesa interinstitucional” era la que estaba a cargo de las negociaciones con los inconformes y explicó que se hace “lo humanamente posible”.

Detalló que en este esfuerzo participan, además de la SBS, la Policía Nacional Civil (PNC), el Procurador de los Derechos Humanos (PDH), la Procuraduría General de la Nación (PGN) y representantes de Naciones Unidas.

“Estamos haciendo lo humanamente posible por generar ese diálogo, atendiendo siempre la prioridad del derecho humano de las personas y el resguardo de nuestros monitores, para tenerlos de nuevo con nosotros”, insistió.

 

Compartir