Elmer Telón Galdámez

Ciudad de Guatemala, 1 mar (AGN).- A través del cruce de información y uso de los recursos informáticos que puedan dar seguimiento a los temas de inscripción, asistencia y permanencia en la escuelas, el Gobierno de Guatemala prevé evitar la deserción escolar y aumentar la atención en temas de salud.

Para ello se suscribió el Convenio Marco de Cooperación Interinstitucional entre los ministerios de Educación (Mineduc) y de Desarrollo Social (Mides).

El proyecto busca priorizar a la niñez que se encuentra fuera de la cobertura gubernamental y que vive en condiciones de extrema pobreza, fomentando la focalización de las Transferencias Monetarias Condicionadas (TMC).

La alianza entre ambas carteras busca disminuir las cifras de niños y niñas que desertan y no asisten a consultas en los centros de salud.

El ministro del Mides, José Guillermo Moreno Cordón, aseguró que se pueden mejorar los indicadores asegurando el fortalecimiento de la transparencia y entregando los recursos a las familias en condiciones de pobreza extrema.

Los datos del Mineduc registran en el presente ciclo escolar una cobertura que supera los tres millones de niños y niñas cursando preprimaria y primaria, pero también hay unos 140.000 infantes que se encuentran fuera de las aulas.

La cartera de Educación aseguró que es precisamente a este segmento infantil al que se busca impactar con la medida aprobada entre ambos ministerios.

 

Compartir