Brenda Larios

Guatemala, 28 sep. (AGN).- El Sistema de Integración Centroamericana (Sica) anunció hoy un nuevo plan para asegurar la integración de la agenda de esfuerzos por la seguridad alimentaria y nutricional en los países de la región que permita reducir los índices de desnutrición y pobreza en los países miembros, informó el organismo en El Salvador.

Se trata de un sistema de información para la resilencia (capacidad de sobreponerse a la adversidad) de la seguridad alimentaria y nutricional que monitoreará y evaluará los procesos y programas para reducir la desnutrición y pobreza en zonas priorizadas, según la política de cada gobierno de la región.

Este proyecto contará con el apoyo de la Unión Europea, el Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD) y la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura, (FAO).

“Este tema de seguridad alimentaria y nutricional es incluida en la agendas de las reuniones de alto nivel entre los jefes de Estado de los países miembros del SICA”, destacó la secretaria general del Sica, Marina Velásquez.

Explicó que, bajo el mismo esquema “continuaremos trabajando en los próximos tres años con la Unión Europea y el PNUD en un nuevo programa para fortalecer el tema medular de la seguridad alimentaria para el bienestar de la región centroamericana”.

La reunión se realizó en San Salvador con la participación de los representantes de Guatemala, El Salvador, Costa Rica, Nicaragua, Honduras, Panamá , Belice y República Dominicana.

El encuentro fue convocado para la presentación de los logros y desafíos de los programas regionales de Seguridad Alimentaria y Nutricional Presanca II y Presisan, dirigidos por la Secretaria General del Sica.

El primero buscaba contribuir a la reducción de la inseguridad alimentaria y nutricional en las poblaciones más vulnerables de Centroamérica en el marco de un proceso de concertación de políticas sociales, ambientales y económicas.

sica-2

El segundo pretendía desarrollar un sistema de información en seguridad alimentaria y nutricional que incida en la toma de decisiones en seguridad alimentaria y nutricional de la población más pobre y vulnerable de la Región Centroamericana.

“Hoy concluye una valiosa etapa de trabajo, pero iniciamos un nuevo programa en Seguridad Alimentaria para seguir incidiendo en la región”, dijo Velázquez.

Velásquez señaló que los países de Centroamérica reafirmaron en esta reunión el compromiso para brindar a todas las poblaciones de alimentos sanos, suficientes y nutritivos, mediante la aplicación de políticas locales, nacionales y regionales.

La semana pasada, el presidente Jimmy Morales presentó el plan contra la desnutrición ante miembros del Scaling Up Nutrition (SUN) y representantes del Fondo para la Infancia de las Naciones Unidas (Unicef), en una reunión en la sede de la ONU. El mandatario guatemalteco se propone reducir en un 10 por ciento los casos por desnutrición crónica durante su gestión de cuatro años.

Parte de la estrategia del presidente Morales consiste en enfocar como una prioridad de la gestión presupuestaria en 2017 temas como el agua potable y el saneamiento.

Compartir